Me’ Yakchuti’ pe’pe’. El origen del plátano. Cuento tradicional del pueblo indígena mosetén.

Detalles

moseten-hilando-quiquibeyEsta es la primera publicación de Mitos, cuentos, historias y casos de pueblos indígenas de Bolivia. el título de este cuento o mito originario es: Me’ Yakchuti’ pe’pe’; en castellano: El Origen del Plátano. El pueblo mosetén, del cual es originario este cuento, se ubica en Asunción del Quiquibey, en el municipio de Rurrenabaque, en el departamento del Beni, un pequeño poblado dentro de la reserva Pilón Lajas en una zona fronteriza entre los departamentos de Beni y La Paz. El cuento fue producido dentro de la comunidad y con la participación y colaboración de los comunarios de Quiquibey, y de la productora audiovisual DocuAndantes.

 

SINÓPSIS

Cuentan que antes, el plátano no existía para todos, sólo una persona la poseía, su nombre era Wushu, el dueño del plátano. Él no quería que nadie más tuviera plátano. Pero los opaj, o mutunes, también querían tener esta planta; a partir de esto comienza la disputa entre Wushu y los mutunes por el plátano.

Elementos analítico-interpretativos. La historia narra la aparición de esta planta sobre la tierra. Existe una disputa por la planta entre los personajes principales que son Wushu, el dueño del plátano, y los Opaj o Mutunes que también lo querían. Pero Wushu, un ser mezquino, no quería compartirla. Entonces los mutunes van a robar del platanal. Esto disgusta a Wushu y decide matarlos emborrachándolos con chicha, pero como los mutunes eran numerosos, matan a Wushu.

El relato ocurre en el monte, donde, según la cosmovisión mosetén, habitan los humanos, animales,  plantas y sus respectivos dueños.  El relato da a entender que desde hace mucho tiempo atrás se debe acudir a los dueños de los animales o plantas, conocidos como “dueños del monte” para pedirles permiso y así obtener lo requerido. Por su parte, el dueño o dueña, que no siempre es bondadoso, tiene la potestad de dar o quitar el bien que los seres humanos necesitan dependiendo del respeto que estos demuestren. 

rio-quiquibeyLa idea que los mosetenes tienen acerca del monte es que  los dueños y dueñas le han permitido al ser humano vivir ahí. A partir de esto se formó la comunidad, en continuo respeto entre todos los que habitan este espacio. Los cuidadores o dueños no permitirán que se obtenga más de lo que se necesita, manteniendo el equilibrio y respeto entre animales, plantas, humanos y seres sobrenaturales que conviven en la naturaleza; consecuentemente “cada vez que van a pescar o cazar piden permiso a su dueño, si no lo hacen pueden ser castigados de diversas formas, por ejemplo, los dueños pueden ocultar a los animales” (Clemente Caimani, comunicación personal). 

Elementos contextuales. El asentamiento mosetén en Asunción es de más o menos 50 años. Sus habitantes  provienen de diferentes comunidades, sin embargo, el aspecto simbólico parece que no se ha modificado, esto es perceptible en los relatos  y también en “la fiesta como uno de los principales mecanismos de recreación simbólica de los mosetenes. En cada comunidad se organizan dos fiestas por año: una patronal… y la otra que llaman “nuestra fiesta”… vistiéndose con atuendos que representan a una variedad de fauna”… (Teijeiro 1999, 2007), personificando así a los animales, esta antropomorfosis también está presente  en sus cuentos.

Su organización política se ha modificado. Anteriormente la autoridad principal en las comunidades era el cacique, (Teijeiros 1999, 2007), en la actualidad está el corregidor.  En cuanto a su economía practican la agricultura, la caza y la pesca, asimismo viven del turismo puesto que son propietarios del albergue eco turístico Mapajo, ubicado en la Reserva de la Biósfera y Tierra Comunitaria de Origen Pilón Lajas.

La comunidad de Asunción fue fundada en la década de los 70s por la familia Caimani quienes llegaron desde Santa Ana, fueron los primeros en asentarse en el territorio; le pusieron el nombre de Asunción como sinónimo de crecimiento demográfico. Actualmente la comunidad cuenta con una Reserva Eco turística, lo que permite la afluencia de una gran cantidad de turistas, sin embargo y a pesar de esto, las costumbres entre los mosetenes de Quiquibey prevalecen gracias a que se ha conservado el idioma (Comunicación personal Clemente Caimani). Prueba de aquello es que todos y todas en la comunidad dominan el idioma Mosetén. 

Historia y Área de influencia del relato: Dicen los mosetenes que el cuento del Origen del Plátano se desarrolla, hace mucho tiempo atrás, en la selva amazónica. “El origen del plátano” es un cuento que se ha transmitido de generación en generación de padres a hijos durante la pesca o la cacería en el caso de los varones y  con las mujeres en los momentos en que tejen o cocinan (Caimani, 2012). 

Se sabe que mosetenes y tsimanes conocían y compartían los mismos relatos sobre todo los mitos de origen de Dojiti y Micha (de la Quintana, 1999); pero con el paso del tiempo y el contacto con otras culturas estos se estaban olvidando y perdiendo. Sin embargo se recalcó que en la comunidad de Asunción del Quiquibey todos los adultos y niños/niñas conocen estas historias ya que la transmisión de valores de padres a hijos es continua a través de la narración de cuentos en momentos de convivencia. 

Es difícil saber el área de influencia del relato, ya que Asunción del Quiquibey es una comunidad con menos de cincuenta años de asentamiento y se encuentra alejada de las demás comunidades mosetenes del TIPNIS, Alto Colorado o Covendo (Mendizabal, 1932. Aubry, 2003. Astete, 1998. Teijeiros 1999, 2007). Sin embargo, pudimos constatar que en la comunidad Tsimane Puerto Ruso, ubicado en el norte del Depto. de La Paz, también conocen mitos como el de “Dojiti y Micha” (De la Quintana, 1999),  y “El origen del plátano”.

BIBLIOGRAFÍA CONSULTADA Y SUGERIDA

Aubry, Roger. 2003 “Vicariato apostólico de Reyes”. Primera evangelización, Nueva evangelización y Experiencias eclesiales. Imprenta Milán. Cochabamba, Bolivia

Caimani, Clemente. 2009. Escribamos nuestra propia lengua. Sanakha’ khi’sili pheyakdye’tsin. UNICEF, Gobiernos de Finlandia y Bolivia.

Caimani, Clemente 2009. Objetos y alimentos Mosetén, EIBAMAZ. CRT-M (Concejo Regional Tsimane – Mosetén), TCO Pilón Lajas – Bolivia.

Caimani, Clemente 2009. Conoce nuestro abecedario Mosetén, EIBAMAZ. CRT-M, TCO Pilón Lajas – Bolivia.

Caimani, Clemente 2009. Vamos a contar los números en mosetén. Tsikseja’ tsikdye’ in mosetenkhan. EIBAMAZ. CRT-M (Concejo Regional Tsimane – Mosetén), TCO Pilón Lajas – Bolivia.

Caimani, Clemente 2009. Animales de la TCO Pilón Lajas. Ministerio de Educación EIBAMAZ. CRT-M (Concejo Regional Tsimane – Mosetén), TCO Pilón Lajas – Bolivia.

Caimani, Clemente 2009. Palmeras y arboles de la TCO Pilón Lajas. Ministerio de Educación.  EIBAMAZ. CRT-M (Concejo Regional Tsimane – Mosetén), TCO Pilón Lajas – Bolivia.

De la Quintana, Liliana. 1999. Dojiti y Micha. Mito Tsimane. Mitología Indígena de Bolivia. Colección ISBN. Bolivia

Diez Astete, Alvaro y Murillo, David. 1998. Pueblos Indígenas de tierras bajas. VAIPO. La  Paz – Bolivia 

Mendizábal Santiago 1932. “Vicariato apostólico del Beni”. Descripción de su territorio y sus Misiones. Recoleta. La Paz – Bolivia

Rivero Pinto, Wigberto 1983 Ponencia: “Cultura y Aculturación entre los pueblos étnicos del Norte  Boliviano” Ed. Universidad Católica Boliviana. Cochabamba, Bolivia.

Teijeiro José; Laime Teófilo, Ajacopa Sotero, Santalla Freddy. 1999 Atlas Étnico de investigaciones antropológicas: Amazonía Boliviana. La Paz: DINAAR. 2da edición.

Teijeiro Jose. 2007. Regionalización y diversidad étnica cultural en las tierras bajas y sectores del subandino amazónico y platense de Bolivia. Plural Editores. La Paz – Bolivia.

Fecha de presentación en la comunidad:  Julio 2 del 2012

docuandantesRealización y Producción: Productora Audiovisual DocuAndantes - La Casa de la Mirada

Contactos e informaciones:   E-Mail: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. 

Coordinación, consulta, autorización y validación local: Clemente Caimani (Vicepresidente del Concejo Regional Tsimane – Mosetén), Dino Caimani (Corregidor de Asunción del Quiquibey), Ogan Caimani  (Presidente de la Junta de Vecinos de Asunción del Quiquibey)

Dirección: Clemente Caimani - Clarivel Loayza  -  Fernando Quiceno

Investigación etno-lingüística y facilitación: Clarivel Jazmín Loayza Núñez

Guión gráfico: Niños y niñas de la Comunidad de Asunción del Quiquibey

Guión Colectivo: Andrés Aparicio Viez, Liz Careli Caimani Viez, Dailer Chita Caimani, Yoan Cuata Viez, Yeison Aparicio Viez, Joel Caimani Chita, Luciel Caimani Canare, Feliciana Caimani Canare, Reynaldo Cunai Cutumari, Rosario Caimani Canare, Carla Chita Viez, Florinda Cuata Catumari, Mauricio Caimani Canari, Miguelito Caimani, Roque Caimani Canari, Araceli Cuata Viez, Maribel  Caimani Canare

Narración y Traducción: Clemente Caimani

Fotografía: Fernando Quiceno. Niños y niñas de la Comunidad Asunción del Quiquibey

Música: Fidel Caimani de la Comunidad de Asunción del Quiquibey. Música mosetén grabada del Festival Luzmila Patino 2006

Diseño y Diagramación de Arte: Andrés M. Pérez Peláez y Solange Castro Molina 

Agradecimientos especiales: A Clemente Caimani por compartir su sabiduría, armonía y paciencia. A la comunidad de Asunción del Quiquibey

 Una iniciativa de 

Ministerio de Culturas del Estado Plurinacional de Bolivia 

OEI-Bolivia 

Financiado por AECID 

Con el apoyo de 

Ministerio de Comunicación del Estado Plurinacional de Bolivia

CNC Concejo Nacional de CEPOS 

Bolivia TV 

 

LA PROPIEDAD INTELECTUAL DE LOS RELATOS QUE AQUÍ SE PRESENTAN CORRESPONDE, EN SU INTEGRIDAD, AL O A LOS PUEBLO(S) INDÍGENA(S) QUE LOS USAN, CONSERVAN Y TRANSMITEN DE GENERACIÓN EN GENERACIÓN

 

   
   
© ALLROUNDER